4 trucos para disfrutar aun más del verano

El verano está en todo su auge. Oscurece bastante tarde, las tardes son tibias y, en general, la vida cotidiana cambia más bien hacia afuera que hacia adentro. Para que tu tiempo en verano sea lo más agradable posible, aquí tienes algunos consejos y trucos para disfrutar a tope.

1. Tapa protectora para vasos

Todo el mundo conoce este problema: estás en una fiesta en el jardín o quieres disfrutar de una noche al aire libre con una bebida fresca. De repente, una ráfaga de viento se levanta y algunas hojas o flores caen en tu vaso. Es especialmente molesto cuando se trata de un insecto que se niega a salirse de tu bebida. Para prevenir esto, intenta el siguiente truco:

Vas a necesitar:

  • 2 popotes o pajitas de plástico
  • Tijeras
  • Plancha
  • Papel para hornear

Se hace así:

1.1. Corta las dos pajitas en trozos pequeños y colócalas en círculo sobre un trozo de papel de hornear. Cubre la pieza con más papel para hornear y plancha a través de este papel los pequeños trozos de plástico.

1.2. Utiliza unas tijeras para cortar la tapa resultante hasta obtener el diámetro deseado. Luego calienta un destornillador con un encendedor y entiérralo a mitad de la tapa. Coloca la tapa en el vaso y mete una pajita en el orificio que hiciste con el destornillador. A partir de ahora, podrás disfrutar de tu bebida en paz, sin tener que preocuparse de las visitas indeseadas en tu bebida. 

2. Smoothie de sandía

¡Oh, un batido de sandía ya es algo bueno para los días calurosos! Pero, ¿no tienes una batidora a mano? No hay problema. Con nuestro truco podrás preparar un refresco afrutado en un abrir y cerrar de ojos.

Vas a necesitar:

  • Gancho para colgar la ropa (de alambre)
  • Pinzas
  • Destornillador eléctrico
  • Cuchillo
  • Vaso de plástico
  • Tijeras
  • Ojitos decorativos
  • Rotulador permanente

Se hace así:

2.1. Con unas pinzas, retira la parte inferior de un gancho de alambre. Dóblalo como se muestra en el video y sujétalo con un destornillador eléctrico.

2.2. Corta un agujero en una sandía (de preferencia un pequeño semicírculo, que luego se convertirá en una "boca sonriente") y tritura la carne de la fruta a través de este agujero usando el destornillador.

2.3. Pega los dos ojos decorativos en la sandía y dibújale una nariz con un rotulador: ¡ya tienes la cara!

2.4. Corta un trozo de sandía de la parte inferior para que se mantenga en pie.

2.5. Corta un vaso de plástico para que puedas usarlo como "lengua" (pico) para la cabeza de la sandía. Insértalo en la abertura de la sandía. El dispensador de jugo de frutas está listo.

3. Globos de agua como cubitos de hielo

Si no tienes suficientes bandejas de cubitos de hielo a la mano, este truco es un remedio rápido.

Vas a necesitar:

  • Globos

Se hace así:

Simplemente llena los globos con agua y congélalos. Cuando ya estén listos colócalos con tus bebidas para enfriarlas. 

4. Repelente de mosquitos

Especialmente al atardecer solemos toparnos con los molestos mosquitos. Este truco ayuda contra los invitados no deseados.

Vas a necesitar:

  • 1 limón
  • Clavos

Se hace así:

Corta un limón en rodajas y ponlas en un plato. Después entierra los clavos en las rodajas. Esta fragancia ahuyentará a los mosquitos y podrás relajarte al aire libre sin los pequeños chupasangre.

Este verano te lo pasarás aun mejor, ¿no crees? Nada te podrá arruinar tu próxima fiesta en el jardín.

Comentarios

Más de Nolocreo